Analizan el papel de la enfermería en Salud Mental y los retos asistenciales y del trabajo con jóvenes


El Colegio de Enfermería de Granada (Codegra) se ha sumado a la celebración del Día Mundial de la Salud Mental, una efeméride que este colectivo ha aprovechado para abordar de forma global el papel de la profesión en este campo. Para hacerlo, el Colegio ha celebrado la mesa redonda “Cuidar la Salud Mental: Una tarea transversal”.

Junto a la Asociación de Enfermeras de Salud Mental AEESME/Andalucía, el Colegio ha organizado un debate abierto al público para destacar el papel de sus profesionales en la atención a la salud mental y para analizar los retos de futuro de esta especialidad.

El Día Mundial de la Salud Mental se instauró con el objetivo de concentrar la atención en la identificación, tratamiento y prevención de cualquier trastorno emocional o de conducta destacado cada año, una campaña que este año se centra en la prevención del suicidio.

El Colegio de Enfermería de Granada ha acogido una charla abierta para abordar la salud mental infanto-juvenil y el entorno gracias a la enfermera especialista Carmen Valenzuela Soler, del Hospital Virgen de las Nieves.

El encuentro ha expuesto además el papel de las especialistas en la atención primaria y los retos de las enfermeras de Salud Mental, un análisis que ha contado con la visión de la especialista y supervisora en Comunidad Terapéutica del Hospital Universitario San Cecilio María Dolores Plaza del Pino.

Otro pilar básico en la sociedad actual y que se ha tratado durante la mesa es el cuidado al cuidador, esos no profesionales que tienen un papel de peso en las enfermedades mentales porque además batallan contra los prejuicios y las dificultades de las enfermedades mentales.  En este apartado ha participado el enfermero Gestor de casos de Gran Capitán Manuel Trabado Herrera.

El presidente del Colegio de Enfermería de Granada, Jacinto Escobar, ha aprovechado la efeméride para reivindicar el reconocimiento a la especialidad de Salud Mental en la que se forma a profesionales desde hace décadas pero que no se ha desarrollado en Andalucía. Escobar ha recordado que tanto la consejería de Salud como el Servicio Andaluz de Salud (SAS) se comprometieron a implementar la especialidad sin que se haya materializado.

“La falta de un desarrollo de la norma que reconozca la especialización en Salud Mental está provocando que muchas de las enfermeras que se forman en Andalucía se marchen a trabajar a otros puntos del país que sí reconocen de hecho esa especialización, destinos como Aragón o Murcia”, ha lamentado Escobar.

Cada 10 de octubre se celebra el Día Mundial de la Salud Mental gracias a la iniciativa de la Federación Mundial de la Salud Mental, una jornada que persigue concienciar a la población y dar visibilidad a la detección, los cuidados y la prevención de este tipo de dolencias.

Escobar ha recordado que las enfermeras especializadas son los profesionales más cercanos a los pacientes ya que, desde el diagnóstico, son los responsables de establecer una relación terapéutica con el paciente que facilite su recuperación. “Las enfermeras se convierten en el profesional de referencia y confianza al que acuden el paciente o su familia”, ha añadido el presidente del Colegio de Enfermería.  

Por eso, ha resaltado la importancia de “la cercanía y buen conocimiento de cada paciente de forma individualizada”, lo que a su juicio permite detectar a tiempo cambios, prevenir recaídas y facilitar una buena recuperación.